miércoles, 1 de junio de 2011

No permitas que arruinen tus sueños


¿No te ha pasado nunca que estás inmerso en un proyecto que te apasiona y viene alguien y te dice que estás perdiendo el tiempo? Según su punto de vista lo que haces no tiene ningún valor.

Te dejo 8 mentiras que puedes escuchar cuando luchas por tus sueños:

1) Puedes perseguir tu sueño en otro momento. Ahora tienes que centrarte en cosas más importantes.

¿En otro momento? ¿Cuándo será ese otro momento? Esa indefinición no me gusta. Decir eso es como decir: "con el tiempo lo olvidarás". Hoy estás viv@, mañana, ¿quién sabe? Perseguir los sueños es de lo que trata la vida. Por tanto, no es irresponsable.

2) Te sentirás mal si no funciona.

¡Mal! En el peor de los casos, si no funciona harás lo mismo que estás haciendo ahora.

3) Es más seguro que no abandones tu trabajo.

Claro, supongo. Pero, ¿sabes lo que es aún más seguro que eso? Regresar a casa, tirar tus sueños por el retrete y encerrarte en tu dormitorio para no salir nunca. Recuerda, más seguro no siempre significa mejor.

4) No eres realista con tu situación actual.

Puede que las condiciones o circunstancias que te rodean no sean las mejores pero eso no quiere decir que no puedas cumplir tu sueño.

Mira, el protagonista de este vídeo llevaba 20 años en una silla de ruedas hasta que la tecnología llamó a su puerta. Gracias a un exoesqueleto robótico ha podido volver a caminar.



5) No tienes acceso a los recursos adecuados.

No se trata de tener los recursos adecuados, se trata de la explotación de los recursos a los que tienes acceso. Stevie Wonder no podía ver, por lo que explotó su sentido del oído en una pasión por la música, y ahora cuenta con 25 premios Grammy. ¿Lo entiendes?

6) Eso está reservado únicamente a unos pocos afortunados.

Eso es porque los pocos afortunados tuvieron las agallas de hacer algo al respecto algo al respecto. Tuvieron la determinación y fuerza de voluntad que tienes tú ahora. Puedes ser uno de ellos. Depende de ti y sólo de ti.

7) Necesitas ahorrar más dinero para poder dar el primer paso.

No necesitas más dinero. Necesitas un plan. Se necesita un presupuesto. Eliminar todos los gastos no esenciales en tu vida. Pregúntate: "¿Qué medidas puedo tomar en este momento con el dinero y los recursos que tengo ahora para que me acerquen a la meta deseada?"

8) Conlleva mucho trabajo.

Pero esto no quiere decir que no vale la pena. Creo que el éxito en la vida depende de un punto clave: encontrar un trabajo duro que hagas con pasión. El trabajo duro no es difícil cuando te concentras en tus pasiones y sueños.