sábado, 25 de febrero de 2012

Conquistando un sueño...

La mejor y más certera forma de cumplir un sueño  es saber con claridad hacia dónde te quieres dirigir y lo que quieres obtener... no es otra cosa que tener metas. 
Una meta es algo que no hemos logrado... y es la que nos marca  el lugar al que queremos llegar, pero... necesitamos trabajar para lograrlo.

De ahí la importancia de tener metas, puesto que cuando las tenemos nos sentimos con energía, optimismo y esperanza. 

Para lograr nuestras metas necesitamos:

Auto-motivación.
Es la energía que surge de nuestro interior.
Está basada en nuestros deseos y valores más importantes.


Compromiso.
Es estar dispuestos a pagar el precio por alcanzar nuestras metas.
Se refleja en nuestra conducta y en el trabajo que les dedicamos.


Adaptación y flexibilidad.
El mundo cambia constantemente y no tenemos control sobre la conducta y sentimientos de la gente que nos rodea.
Por lo tanto, cuando surgen imprevistos o las cosas no son como pensábamos, es necesario tener la capacidad de hacer los cambios que se requieran.


Auto-control emocional.
Las emociones son necesarias y son parte de todos nosotros.
Pero es necesario distinguir cuándo tenemos que controlarlas, para actuar de acuerdo a la razón.


Organización.
No podemos hacer muchas cosas al mismo tiempo, ni tenemos un tiempo ilimitado.
Por ello tenemos que llevar un orden en nuestra conducta y establecer las prioridades necesarias.

Recuerda que el futuro es el resultado de cada instante presente, que es el que realmente podemos vivir. 

Empieza hoy... cumple tu sueño.  ¡Una vida exitosa y satisfactoria!  Te deseo lo mejor... lo lograrás. 




Feliz viaje hijo, te amo. 

No hay comentarios:

La Vida no te dice nada... te lo enseña todo

Reflexionemos  si de verdad el conocimiento de todas  esas pequeñas cosas que creemos saber sobre la vida lo tenemos integrado o simple...

Lo más leído