viernes, 26 de julio de 2013

En Oración... quiero ofrendar algo muy simple... creo que todos estamos de duelo...



... Y unidos de corazón a corazón en nuestras oraciones por la tragedia del accidente en
Santiago de Compostela… Mi España amada

Que el Señor les de paz y fortaleza a todos los familiares de los fallecidos en ese trágico accidente ferroviario, ojala que no se produzcan más accidentes, aunque por desgracia sucederán, siempre se pregunta uno si se podía haber evitado, y si podía haberse evitado por qué  tuvo que suceder, pero son preguntas sin respuestas pues el pasado no se puede cambiar.


 Hay cosas que no entendemos y que  nos gustaría que  fuesen diferentes, pero la realidad es la que  es, nos guste o no, solo podemos intentar que  sea diferente aportando nuestro granito de arena para que el mundo sea más humano, para que haya más solidaridad, son las lecciones que se puede sacar de esos accidentes, la solidaridad de millones de personas… y la necesidad de pensar antes de actuar de quien se pone al frente del timón de una máquina, cualquiera que ésta sea, hoy un tren, otro día un coche, una bici...valoremos a los seres humanos, no trunquemos sus vidas ni las de sus familias por una imprudencia o por un ego engrandecido...  

A veces no entiendo  por qué  tenemos que esperar a que  ocurra un accidente para ser solidarios, por qué no ser solidarios todos los días y valorar las cosas en la importancia que tiene cada cosa. Si cada segundo de nuestra vida procurásemos  vivir conforme a las leyes del amor, siguiendo las huellas del amor...  el mundo sería un paraíso de amor.

Que el Señor tenga en su reino las almas de todos los fallecidos en ese accidente ferroviario, fortaleza para todos sus familiares,  una pronta recuperación para aquellos que están heridos... que Dios y la Santísima Virgen María estén presentes... junto a vosotros y Santiago Apóstol también, Amen. Namaste.  

Espero que mi oración desde Colombia cruce el océano y llegue a cada ser que necesita un consuelo, una palabra de ánimo y solidaridad en estos momentos de tragedia, dolor y muerte.